Mamá terapeuta está de vuelta

2 comentarios:
He llegado, finalmente, luego de un viaje de 4 días que pareció durar mucho más. Lo pasé muy bien y aprendí montones. Conocí a mucha gente con cuyos textos había trabjado, lo que es una gran emoción para alguien como yo. Más emoción aún fue cuando tras exponer yo me transformé en esa 'autora'.

Para bien o para mal, estuve bastante desconectada. Teníamos muchas actividades, la señal del celular me falló, el cansancio tampoco ayudaba... En fin, fueron 4 días de desconexión con mi familia y creo que eso fue beneficioso para mí y para papá terapeuta (ni idea para mi hija, pero creo que de manera indirecta sí lo fue), como ya han podido leer un poco.

Fue también un reencuentro total, ella se puso muy contenta al verme y empezó a parlotear como loca intentando contarme algo. Fue una sensación muy extraña que no soy capaz de poner el palabras, como que se me hubiera olvidado cómo era nuestra comunicación. Solo puedo decir que sueño con el día en que ella pueda contarme las cosas que hizo.

Creo que este viaje me sirvió para romper el acostumbramiento a un montón de cosas y reimpulsarme hacia la importante meta de desarrollar los potenciales de mi hija al máximo. Ella se merece nuestro mejor esfuerzo. Sé que para lograrlo es fundamental que estemos todos felices y viajes como este sin duda ayudan. Esa es mi filosofía.
2 comentarios:
  1. Felicitaciones y bienvenida!!!
    Me alegra muchísimo que estos 4 días hayas aprendido, trabajado, disfrutado, conocido gente y descansado!
    Es muy necesario para recargar pilas y seguir.
    Y además, el reencuentro es maravilloso! no?
    Un beso grande!
    Fa

    ResponderEliminar
  2. Me alegro por ustedes lo que significo esta pausa y este viaje, que bien que pudiste salir de la intensa rutina. Un abrazo y buen retorno!

    ResponderEliminar