Avances en hidroterapia

4 comentarios:
Les había contado que en la piscina mi hija había mostrado un retraso evidente durante el último mes, pero que en la sesión de la semana pasada esto, como por arte de magia, había casi desaparecido, con énfasis en el casi. Ayer, afortunadamente, se mantuvo la magia. Mi hija volvió a su control habitual y la kine volvió a su alegría de siempre tras una buena sesión.

Ayer logró muy bien controlar su cuerpo en línea media, lo que le permitió flotar por extensos periodos (para mí más de un minuto de control postural es un extensísimo periodo!!). Además, ahora cuando estando flotando y flecta su cabeza para mirar sus pies, no pierde control del resto del cuerpo y sigue flotando, lo que le encanta. A mí también, ¡se ve preciosa!

Ayer también empezó a jugar a meter la boca debajo del agua. Normalmente la kine la sumerge, pero ayer ella lo hacía a voluntad! Cerraba la boca (¡ella no tiene dominado el cierre bucal! Al menos no fuera del agua...), se sumergía hasta la naríz y hacía globitos respirando por la nariz. ¡Sí, por la nariz! Es maravilloso porque tenía la sensación de que se estaba transformando en una respiradora bucal...

La piscina es lo máximo.
4 comentarios:
  1. Son tan similares las cosas que hacen y logran nuestros niños en el agüita!!! Y es muy emocionante ver en ellos los avances sesión tras sesión. Felicidades!

    ResponderEliminar
  2. Viste? A veces parece un retroceso, pero es para dar lugar a otro avance!
    Buenísimo lo que contaste!
    Fabi

    ResponderEliminar
  3. Hola, estoy super emocionada de encontrar este blog, ya que nuestra nena de 5 años necesita hacer hidroterapia y no se bien por donde empezar... agradeceria cualquier informacion un saludo cordial y excelente iniciativa!

    ResponderEliminar
  4. Hola María Isabel! Nosotros ya hace más de un año que no hacemos hidroterapia porque no veíamos avances, pero lo positivo es que no tiene ningún impacto negativo sobre la estructura del niño.

    ResponderEliminar