Reflexiones de mi año número 27

13 comentarios:
un fuego incontrolable
un vendaval desatado
una ola descomunal
naturalmente
trae problemas
la mediocridad no trae problemas
se está cómodo bajo el alero invulnerable
de la cobardía
cuando se siente de veras
cuando se posee un mundo propio
como el de ella
los problemas son fuertes
como fuerte es el alma, el corazón


Sé que a muchos no le gustan estas reflexiones de fin de año, pero no puedo evitarlas ya que este año se las merece. Fue un año muy pero muy intenso, no creo que nadie tenga dudas al respecto. Sucedieron muchas cosas y varias de ellas fueron un poco extremas, sucedieron cosas grandiosas y también cosas malas. No diría que terribles, pues hoy estamos todos juntos y con buena salud, aunque nuestra enana aun se esté recuperando. Tal vez lo más grandioso es que de esas cosas malas, surgieron otras maravillosas y por eso no puedo encontrarlas terribles. Así como tampoco puedo decir que ese año fue malo, porque todo lo negativo supimos transformarlo en positivo y hoy nuestras vidas son mejores gracias a los problemas que tuvimos y enfrentamos juntos. Así, califico este año de maravilloso, un gran año en nuestras vidas.

El 2008 comenzó con nuestro primer entrenamiento de ABR, entonces todo cambiaría para siempre y para tantísimo mejor. Decir que hay un antes y un después de este entrenamiento es poco, porque todo cambió radicalmente. Desde entonces nuestra vida es otra, mi familia es otra, mi hija es otra. Somos seres muy distintos gracias a esta terapia que de casualidad llegó a nuestras vidas. Lo he dicho mil veces y lo diré mil más: amo ABR. Definitivamente el 2008 será recordado como el año que empezamos esta terapia, es una de las mejores cosas que nos podría haber pasado y solo por eso yo ya podría decir que este año fue maravilloso.

ABR ha llenado este año de alegrías, logros, cambios y esperanza. También ha sido causa de mucha tranquilidad, la que ha sido de gran ayuda para no enloquecer este año. No me imagino qué habría sido de nosotros si lo que vivimos en los últimos meses hubiera sido rodeados de profesionales diciéndonos qué hacer, apurándonos para retomar ejercicios, asustándonos con daños permanentes... De hecho, un doctor tuvo la brillante idea de intentar mortificarnos mientras nuestra hija aun estaba en coma. Nunca más le hablamos, nuestra vida ya no gira en torno al miedo ni mucho menos en torno a las pesimistas opiniones de muchos profesionales.

Esa es otra cosa maravillosa que ocurrió este año: este año realmente nos hicimos cargo de la rehabilitación de nuestra hija. Siempre habíamos estado comprometidos, entusiasmados y muy colaboradores y participativos, pero no es lo mismo. Antes era más 'obediencia' que otra cosa. Siento que este año encontramos tratamientos excelentes para nuestra hija y con todo nuestro entusiasmo y decisión los llevamos a cabo rápidamente, pues estábamos seguros de que eran las mejores opciones, nosotros mismos las elegimos. Esa 'obediencia' se transformó derepente en 'desobediencia', pero ese no es mi problema. No porque cierto tratamiento sea el más común, el utilizado por más años o el más aceptado va a ser el mejor. Aunque suene obvio, la lección de este año es que lo popular no necesariamente es lo mejor.

Todas estas cosas me hacen tremendamente feliz. Me hace feliz ver a mi hija mejorar, me hace feliz poder darle los mejores tratamientos y me hace feliz sentir que todo eso es posible gracias a que yo soy yo. Y aquí es donde viene la reflexión personal y egocéntrica de este post... Este año siento mi vida adquirió coherencia. Siento que todo lo que he hecho cobró sentido y se ha unificado con lo que hago hoy, ser quien soy me ha permitido encontrar soluciones a los problemas que hemos enfrentado. Siento que he vuelto a ser yo. Esta coherencia significa tranquilidad, felicidad, orgullo y seguridad. ¿Será eso madurar?

Este año me reencontré con mis 'raíces', con quien siento soy yo. Volví a sentirme una adolescente, llena de idealismo, rebeldía y desafiante de la autoridad. Retomé y utilicé las cualidades que he cultivado de una u otra manera desde la adolescencia, cualidades que hoy agradezco enormemente tener y que me parecen indispensables: ser crítica, incorformista, un poco inocente e idealista. Hoy agradezco haber crecido leyendo a los maestros de la sospecha, porque me declaro una discípula de la sospecha y a mucha honra! Porque si bien es desde otra perspectiva, también lucho contra ese racionalismo anticuado. Agradezco haber continuado mis lecturas en la cultura Beat, porque de ellos aprendí que existen versiones muy diversas de la realidad y la importancia de expresar las ideas y sentimientos propios, aunque esto signifique que te expulsen de las academias por loco, como aullaría Ginsberg. Como mi adolescencia, esta etapa ha estado llena de ideas, de lecturas revolucionarias, de locuras...

También agradezco haber terminado de casualidad estudiando Letras, porque lo que he aprendido ahí si bien no tienen casi ningún valor comercial, es invaluable a nivel pesonal. Una formación de ciencias sociales ayuda a avanzar en el camino hacia una apertura de mente, apreciar la diversidad, cultivar tolerancia y sensibilidad y permite encontrar imposible la idea de una verdad absoluta. Por sobre todo agradezco haber hecho el magíster en lingüística, que me ha ayudado a entender tantas cosas. Primero, por la inconmensurable ayuda de Kuhn para comprender nuestro cambio de paradigma y también la relatividad de nuestras visiones y segundo porque toda la formación en teoría de la investigación fue muy enriquecedora y me permite hoy no tomarme tan en serio la frase 'científicamente comprobado'. Y esta sospecha abre puertas, ventanas y pasadizos secretos, permite ir más allá, imaginarse cosas distintas y mejores... Algo fundamental para nuestras historias de vida.

Ayer una amiga me preguntó: ¿pero no te cansas? Claro que sí! Todos los días me agoto y muchas veces me levanto ya cansada. Pero eso es solo cansancio físico y nada más. Mi hija es un motor muy importante, que nos mueve a hacer todos nuestros esfuerzos sin preocuparnos de límites ni cansancio, con energía y amor tremendos y aplastantes. Eso también me hace sentir adolescente, siento que volví a a ser la 'vieja de fuego' como un día un amigo poeta me describiría hace más de una década, ese fuego que junto con una mente laberíntica destacaría otro amigo cuyos versos introducen este post. He vuelto a vivir con entusiasmo, energía, convicciones, ideales, sin miedos... Con rabia cuando se necesita y con calma cuando se puede. He vuelto a vivir intensamente y eso me agrada mucho.

Con todas estas cosas, ¿cómo no creer que fue un año maravilloso y que soy una mujer muy afortunada y feliz? Estoy rodeada de mucha gente maravillosa que me quiere y me llena de energías positivas, ya sea física o virtualmente. Además y por sobre todo tengo una familia maravillosa que me encanta y me hace muy feliz. Por fin después de muchos años me siento feliz y orgullosa de ser quien soy y hacer lo que hago. Eso es un gran logro personal!
13 comentarios:
  1. Felicidades M.T. APLAUDO tu gran psot de reflexión. como no decirte que: escribes precioso!. claro que estudiaste la lengua y la escritura, pero, y tu alma en vuelo, eso no se estudia, se nace. gracias por seguir aqui, en esta tela de araña de los blog que nos entrelaza a la ayuda, la compañia y la esperanza...Espero que estes siempre por acá..

    ResponderEliminar
  2. Excelente post, esperanzador e intenso!

    ResponderEliminar
  3. MamaTerapeuta: Me alegra de corazon tu Fuerza y tu Temple, que te sientas Feliz por los logros y por los que vendran!!! Que tengan una bella navidad y un Año nuevo como tu sentir...ESPERANZADOR!!!! Un abrazo, Sandy.

    ResponderEliminar
  4. Sonia, me alegro mucho de todo lo que escribes, puesto que realmente aplicas la filosofía de aprender y seguir adelante, siempre tratando de ver como las cosas que te ocurren te permiten mejorar y darte cuenta que efectivamente mejoras. Obviamente que tu hija es tu motor, todos los que seguimos este blog lo sabemos, pero el crecimiento también es por ti. No hay nada egoista en tu post, tu crecimiento personal es completamente necesario para tu familia, sobre todo para Rocío. Me alegro mucho por ustedes. Mabel.

    ResponderEliminar
  5. Y después de este año tan intenso, que tan especialmente resumiste y que me encantó, te envío mis mejores pensamientos de bienestar y harta energía y entusiasmo para seguir avanzando.

    Supongo que das por descontado o no has asumido que el publicar tu blog ha hecho que muchas personas y energías se conecten y vayan con fuerza para el mismo lado.
    ¿Lo has visto? Creo que de todo el resumen que hiciste, te faltó eso. No sabes cuánto más lograrás. Estoy aquí leyéndote pensando en qué irá a pasar con esto que estás haciendo, esperanzada de ver cómo las cosas te irán saliendo más y más en la dirección que quieres. Estoy segura que sí.

    Un abrazo. La segunda anónima

    ResponderEliminar
  6. De corazón gracias a todas por sus comentarios, una vez más están llenos de entusiasmo, palabras hermosas y muy buenas energías! Lo agradezco mucho, sobre todo porque este post que revelaba mi alma me da un poco de verguenza.

    Segunda anonima: me emocionan tus palabras. Yo estoy consciente de que dejé este blog de lado, el post lo edité decenas de veces y en varias versiones me refería a este espacio increíble que hemos construido juntos. Pero es que no tengo palabras para describirlo y lo que tú dices me sorprende aun mas!!! Muchas gracias y espero que sigamos recorriendo este emocionante camino todos juntos y cada vez más!

    ResponderEliminar
  7. Qué dicha MT!!! Sentirte feliz, satisfecha, amada, y con una familia tan hermosa...
    Gracias por compartir con nosotros este año, que pienso que para todos ha sido de altas y bajas pero seguimos con la mirada hacia adelante con fe y enormes ganas de permanecer luchando hasta donde sea necesario...

    Un abrazote para ti y tu familia...

    PD..27 años...ya ni recuerdo como fueron los míos...:D

    ResponderEliminar
  8. sonia queria preguntarte algo sobre los ejercicios de ABR, es que no veo un siito donde expliquen en que consisten como se hacen, que cosas se pueden estimular, entre a la hoja de abr y todo es como muy general, estoy pensando que Diego se podria beneficiar, pues tiene un tono muscular muy bajo y una lengua hipotonica, pero no estoy segura, escribi a ABR pero su respuesta no me responde a las preguntas especificas que hice, es posible que te las reenvie a tu correo para ver que opinas?

    ResponderEliminar
  9. En verdad Sonia tienes temple, y me gusta que seas honesta y cuentes las buenas y las malas, que escribas cuando esta que explotas, tanto de dicha como de cansancio, porque tambien nos cansamos, solo que no tenemos mucho tiempo para estar cansadas jejejeje

    Muchos logros y mucha valentia, salirse de lo convencional es un paso muy fuerte, y tu llevas varios pasos "fuera de".
    Yo llevo los tratamientos biomedicos para el Autismo y se lo que es estar frente a un escritorio y el profesional del otro lado ni te escucha, ni quiere escucharte.

    Pero hacia adelante es el camino, aqui estamos, me gusta saber de Rocio cada dia.

    Besos y abrazos para toda la familia.

    ResponderEliminar
  10. Betzabé: tal cual! para delante no más es el camino :) Por supuesto que puedes mandarme el correo a mamaterapeuta@gmail.com , si son problemas musculares pienso que podría ayudar ABR. La lengua es de lo primero que veo que todos los niños mejoran!

    ResponderEliminar
  11. Querida, como dicen por ahí, siempre hay dos formas de ver el vaso y gracias a los dioses del Olimpo tú eres de esas personas que lo ven siempre medio lleno... Con tu ejemplo, no me queda más que seguir confiando ciegamente en la revolución y los revolucionarios, solo ellos cambiarán el mundo!!
    Estoy segura que este año es solo el comienzo de todos los mejores años de vuestras vidas...
    Un abrazo para cada una de ustedes, mis super-heroínas, super-mujeres

    ResponderEliminar
  12. Mamá terapeuta : felicidades porque la verdad es que se nota la fuerzas, el amor, el respeto, la compañía, los sentimientos y la garra! que tenes como mujer como mamá.
    Es bueno ser o intentar ser feliz aunque a veces el día parece no terminar más..
    Pero se nota con los logros la felicidad de cada paso que da tu hija.

    Muchas felicidades

    Andrea

    ResponderEliminar
  13. Excelente post, solo decirte que tienes lo que lo lleva a uno a la felicidad: EL NO MIEDO, ese no miedo que te permite esa rebeldia revolucionaria, ese impetu incansable, ese amor por buscar mas y encontrar lo imposible. Creo que esa es la verdadera felicidad lo que cargas adentro y no te cabe en el pecho, una vez mas se confirma que somos mente, que todo esta adentro de nosotros y que lo modificamos desde nosotros para afuera. Un abrazo y felices 27.

    ResponderEliminar